Cómo crear una tienda online – Pasos a seguir

Déjame decirte que crear una tienda online se ha convertido en el sueño de muchos emprendedores, y ahora quizás es el tuyo ¿verdad?. Muchos de ellos ven a su alrededor casos que han sido un completo éxito y les gustaría imitar, pero ¿por qué no?

Cada día se crean miles de tiendas en Internet, pero también fracasan otras tantas. Esto se debe a que el emprendedor tiene mucha ilusión, pero frecuentemente no dispone de los necesarios conocimientos técnicos y de marketing para llevar a cabo el proyecto.

En esta publicación vamos a intentar exponerte con claridad, pero con los pies en el suelo, los pasos y las dificultades, no pequeñas precisamente, que debes superar para que tú soñado proyecto de tienda online sea un éxito.

Define tu mercado objetivo

Todos los pasos que vas a seguir dependerán del tipo de tienda que quieras crear, de la competencia que existe en este mercado, de las preferencias y gustos de tus clientes, etc.

Si te enfrentas a un sector muy competido, deberás prever los recursos económicos y el esfuerzo personal que ello acarrea. En todo caso, ya te podemos adelantar qué no vas a encontrar nada demasiado fácil o que no requiera un gran esfuerzo, ya que, si esto fuera posible, habría sido adoptado hace tiempo por otros competidores tuyos.

Define el producto a vender

En principio, todos tendemos a dedicarnos a aquello que nos gusta o de lo que más entendemos. Sin embargo, puede ocurrir que este producto se encuentre en un mercado muy competitivo, lo cual hará más caro y dificultoso tu proyecto.

Sin embargo, si te apasiona un tema y tienes claro a lo que quieres dedicarte, adelante: Simplemente, necesitarás contar con más recursos económicos o suplirlos con tu propio trabajo, y el SEO será para ti tu herramienta de cabecera.

Acota los productos que vas a vender

Cuanto más especializada sea tu web, más facilidad tendrás para aparecer en los buscadores ya que te verán como un especialista en el tema que tratas.

Bajo ningún concepto te recomendamos que intentes abordar desde un principio temáticas muy diversas, tipo Amazon, ya que simplemente, no lograrás posicionar tu web. 

Más adelante, cuando hayas logrado una cierta autoridad de dominio y de tráfico, podrás ampliar gradualmente los productos que se venden en tu tienda.

Esta especialización en cuanto a la temática se denomina, en el argot del SEO, buscar un nicho de mercado.

Micro nichos

Se denomina así a las webs que se especializan en un producto muy concreto. Por ejemplo, “fundas para móviles”, podría ser un micro nicho, ya que aborda un producto muy concreto. 

Los micros nichos también tienen sus ventajas e inconvenientes:

VENTAJAS
Fáciles de posicionar en los buscadores.
Se puede obtener antes algún beneficio.
Tiene un volumen de búsqueda aceptable.
No tiene competencia directa elevada.
INCONVENIENTES
Menos volumen de búsqueda.
Menos clientes potenciales.
El mercado será mucho más restrictivo.
Las potencias de ventas será siempre limitado.

Ten en cuenta que es difícil rentabilizar un negocio con “un solo micro nicho”, precisamente por lo restringido del mercado: No suele bastar para mantener un negocio. Los profesionales que se dedican a este sector suelen acumular ingresos creando varias web especializadas, y la suma de todas ellas, sí logra alcanzar unos ingresos respetables.

Macro nichos

Se trata de abordar una temática concreta que incluye varios tipos de productos. Por ejemplo, un macro nicho, siguiendo con el ejemplo anterior, sería una web dedicada a “móviles”.

Lógicamente este tipo de webs tienen:

VENTAJAS
Tienen un volumen de clientes suficientes para mantenerse.
INCONVENIENTES
Requieren de un esfuerzo mucho más elevado en cuanto a «marketing» y «recursos económicos».

Web temáticas

También llamadas web de nicho, se trata de sitios web que abordan todos los temas y productos relacionados con una cierta temática. Por ejemplo una web dedicada al mundo de la tecnología, del arte o de la moda.

Lógicamente, en este caso ya compites con otras webs muy potentes y necesitarás hacer un trabajo importante de marketing y SEO para rentabilizar tu negocio. Deberás buscar temas muy concretos, dentro de tu temática general, para poder aparecer en los buscadores (Es lo que se llama palabras claves largas, o “long tail keywords”).

Sin embargo, la recompensa a este mayor esfuerzo y mayor inversión, es que estás abordando un mercado con un alto potencial para obtener futuros beneficios.

En función de cómo vas a obtener y suministrar los productos que vendes, podemos definir tres tipos básicos de tiendas online.

Está también muy relacionado con el ámbito del mercado objetivo que has decidido.

Conoce a tus clientes

Conocer a tus clientes, dentro del mundo de marketing, significa ante todo saber sus preferencias de compra de cara a tu negocio.

Puede que conozcas mucho un determinado producto, pero te llevarías grandes sorpresas si crees que tus clientes potenciales van a buscar exactamente lo que tú piensas.

Dentro del mundo digital, hay varios canales para llegar y, a su vez, para investigar a tus clientes.

Redes Sociales

El trabajo en redes sociales, será una parte importante de tu labor de marketing digital pero además, puede servirte en una primera etapa para conocer de primera mano las inquietudes y gustos de tus futuros clientes.

Para ello, debes crear una página para tu negocio, si estás ya preparado, y además,  meterte en los “Grupos de redes” que hablan sobre tu temática. Conocerás directamente, a través de los comentarios y respuestas de los demás usuarios, los temas que provocan más demanda y a los cuales necesitas dirigir tu oferta.

Foros de debate en Internet

Una vez que conoces el tema al que vas a dirigir tu negocio, es importante que te des de alta como usuario en los foros que hablan sobre esta misma temática. Además de que será una herramienta importante para tu futura labor de promoción de la página web (interviene en lo que se llama creación de enlaces), te permite conocer una vez más, las opiniones y necesidades que se detectan por parte de los usuarios interesados (es decir, los que un día entrarán en tu página web a comprar tus productos).

Investiga las palabras clave

La investigación de palabras clave dentro del mundo de posicionamiento de una web, también conocida como “keyword research”, es una parte importante del trabajo de un SEO. Es también una forma de conocer a tus clientes, aunque por la importancia que tiene, hemos preferido ponerla por separado.

Para qué sirve la investigación de palabras clave

La investigación de palabras clave es una parte importantísima del  trabajo de posicionamiento de una página web. Sin embargo, aunque decidas contratar esta labor a un profesional SEO, conviene que empieces tu proyecto con una pequeña investigación por tu cuenta, ya que te ayudará a conocer las búsquedas que realizan tus potenciales clientes e incluso los productos que tienen mayor demanda.

Una aclaración:

Cuando se habla de palabras clave, dentro del mundo del SEO, nos referimos siempre a una o varias palabras agrupadas.

Herramientas de análisis de palabras clave

Las mejores herramientas para realizar este trabajo suelen ser de pago y no baratas precisamente.

AhrefsCuenta con una «gran base de datos» después de Google.Precio de «99€» mensuales.
SemrushPermite «prueba gratuita de 7 días», y luego podrás hacer 10 búsquedas diarias sin coste alguno. Precio similar.
UbersuggetsPermite un «limitado» número de búsquedas.Tiene un «precio inferior» si decides contratarla.

Sin embargo, cuando solamente necesita saber sugerencias de productos y el volumen de demanda aproximado que tienen, la mejor herramienta indudablemente, es el propio Google, a través de lo que se llama “planificador de palabras claves”. Forma parte de la gestión de campañas de anuncios de Google (Google Ads), y permite obtener cientos de ideas asociadas a cada palabra que se te ocurra.

El único inconveniente es, que si no tienes una campaña de anuncios activa, en lugar de volúmenes reales de búsquedas verás en su lugar un rango de búsqueda muy amplio, pero a los efectos de definir tu negocio y los productos que pueden ser más interesantes, es totalmente válida.

Tipos de tienda online

En función de cómo vas a obtener y suministrar los productos que vendes, podemos definir tres tipos básicos de tiendas online.

Está también muy relacionado con el ámbito del mercado objetivo que has decidido.

Tienda con productos físicos

Es el tipo de tienda más conocido cuando pensamos en una tienda virtual. En este tipo de negocio, eres responsable de mantener un stock adecuado de los productos que vendes y de la logística necesaria para hacerlo llegar a tus clientes.

Evidentemente tienes también un mayor margen comercial sobre los productos, en función de las negociaciones que hayas acordado previamente con tus proveedores, pero también te exige una mayor dedicación e inversión.

Este tipo de negocios exige un control minucioso de almacén y preferiblemente, la integración con la aplicación de Gestión Comercial de tu empresa. El control de existencias te afectará de forma directa el resultado económico una vez que la tienda empiece a funcionar:

Es frecuente que las tiendas sobre todo si son de un tamaño pequeño, mantengan en almacén únicamente los productos más habituales. Para hacer esto, debes especificar claramente los plazos de entrega en tu catálogo virtual, ya que si el almacén se sirve desde el proveedor es de suponer que tardes más tiempo en realizar su entrega.

En el comercio electrónico, cumplir los plazos de entrega se considera un factor clave de calidad. Además, puedes obtener críticas negativas en los foros relacionados con tu sector lo cual perjudicará notablemente a tu negocio.

VENTAJAS
Tiene el mayor margen comercial sobre los productos.
Controlas todo el ciclo comercial con el cliente.
Puedes obtener nuevas ventas relacionadas con cada producto.
El crecimiento de tu negocio sólo está limitado por tu mercado.
Es una opción muy recomendable si dispones de tienda física.
INCONVENIENTES
Eres responsable de los costes y logística de envío de los productos.
Debes asumir el coste de mantener el stock necesario.
Eres responsable directo de las reclamaciones de clientes.
Asumes los costes de devoluciones, si no lo hace tu proveedor.
Antes o después deberías integrar tu tienda con una aplicación de gestión.

Tienda de Dropshipping

En este tipo de tienda, el comercio no tiene un almacén físico para los productos: Una vez gestionado el pedido con el cliente, se sirve directamente a través del proveedor real del producto.

Con este tipo de negocio, evitas todos los costes de existencias y gestión propios de una tienda convencional. A cambio, obtienes un margen comercial más bajo que cuando compras el producto y lo envías directamente.

Evidentemente, también podrías combinar ambos tipos de negocio: Utilizar el dropshipping para los productos menos habituales, y mantener en tu propio almacén existencias de los productos que vendes con más frecuencia. Sería una forma más barata de aumentar tu catálogo de productos y por tanto de mejorar la imagen de tu tienda.

VENTAJAS
Evitas el coste de mantener en existencias los productos.
Evitas los gastos y responsabilidad de envío de pedidos.
Al pagar un pedido a tu proveedor, ya has cobrado al cliente.
El negocio es muy escalable y lo puedes adaptar a tus necesidades.
Sólo tienes coste del servicio y la promoción que quieras.
INCONVENIENTES
En general, tienes un margen comercial mucho más reducido.
Asumes ante tu cliente la responsabilidad de los productos mayoristas.
No tienes control sobre el tiempo de entrega de los pedidos.
Debes asumir gastos de marketing para compensar los bajos márgenes.
Se trata de un modelo de negocio con bastante competitividad.

Tienda de afiliados

En este tipo de tienda todo el proceso de venta se realiza a través del proveedor del cual eres “afiliado”, y obtienes una comisión según el tipo de producto.

El caso más conocido de venta de afiliados es el de Amazon, debido al enorme volumen de ventas que genera. Sin embargo existen ventas de afiliados en otros muchos sectores, tanto para productos como para servicios.

Desde un punto de vista técnico, una tienda de afiliados no es realmente una tienda. Se trata más bien de una web normal, que reenvía al cliente a la web del proveedor una vez que el cliente quiere realizar el pedido.

Es decir, la web no tiene una plataforma de comercio electrónico como tal ni dispone de un carrito de compra. Es más bien un blog orientado a captar clientes que, a su vez, comprarán en la web de tus proveedores.

Pasos que realiza una tienda de afiliados: 

Paso 1: El cliente visita mi «página web».

Paso 2: El cliente hace clic sobre el «producto».

Paso 3: Es redirigido a la «web» del proveedor.

Paso 4: El cliente paga por el «producto» al proveedor.

Paso 5: El proveedor se encarga de «preparar el pedido».

Paso 6: El proveedor «envía el pedido».

Paso 7: El cliente «recibe su pedido».

Paso 8: El proveedor nos paga una «comisión».

Este tipo de negocio se combina muy bien con los micros nichos de los que hemos hablado al principio. La forma de rentabilizar el negocio sería la siguiente:

  • Se busca un producto con poca competencia pero con cierto volumen de ventas.
  • Nos aseguramos que las comisiones para este tipo de producto sean lo mejor posible (Suele haber unas tablas de comisiones según categorías de productos).
  • Realizamos una promoción SEO de nuestra tienda para lograr visitas y enviar compradores a nuestro proveedor.
VENTAJAS
No tiene coste de mantenimiento, ya que no existe tienda como tal.
No existe ninguna responsabilidad directa hacia el cliente.
La gestión de envíos, servicios y devoluciones las realiza el proveedor.
Una vez creada, no requiere más coste que los de promoción.
INCONVENIENTES
Las comisiones suelen ser muy bajas, y por tanto el beneficio obtenido.
Es necesario lograr más visitas a tu tienda para lograr una rentabilidad.
El cliente que sigue tu enlace de afiliado puede comprar en otra web.
No obtienes clientes como tal, ni logras ningún resultado de marketing.

Si has llegado hasta aquí es GENIAL porque eso demuestra en lo interesad@ que estás en crear una tienda online exitosa. Con este blog, esperamos haberte ayudado, y que por fin te hayas decidido a crear tu propia tienda online, pero si quieres obtener más información sólo tienes que hacer clic aquí abajo: 

DESPUÉS DE LEER ESTE BLOG, ¿POR QUÉ NO COMPARTES TU OPINIÓN CON NOSOTROS?

¡ESTAREMOS ENCANTADOS DE SABER QUÉ PIENSAS!

1 comentario en “Cómo crear una tienda online – Pasos a seguir”

  1. Pingback: ¿Cómo crear una tienda online? Infoser – Iberopress

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Ir arriba